Ir al contenido
  • ¿Cómo reclamar intereses de demora por impago de facturas?

     ¿Cómo reclamar intereses de demora por impago de facturas?

    Ésta es una de las consultas que más suelen hacernos los clientes que acumulan impagos de años anteriores y que no saben exactamente cuál es el interés del dinero y cómo puede repercutirse en la cantidad de la deuda a reclamar.

     

    No es muy común la repercusión de los intereses de demora a los clientes que se retrasan en los pago de las facturas.

     

    De hecho, en España aproximadamente sólo 1 de cada 10 empresas cuentan con clausulas de intereses de demora por impago de facturas o retraso en el pago de las mismas. Para explicar cómo reclamar este tipo de intereses, en primer lugar vamos a analizar la primera cuestión;

     

    ¿Qué son los intereses de demora?

    Vamos a explicar de forma genérica y sencilla en que se basan este tipo de intereses. Los intereses de demora son los intereses que se generan para compensar el retraso del pago al proveedor de servicios productos cuando no le abonamos una factura en plazo. 

    Generalmente las operaciones financieras y de concesión de préstamos y créditos llevan ligados de forma intrínseca este tipo de intereses.

     

    intereses de demora

     

    También las empresas que prestan servicios con cuota a suscripción mensual suelen tener en sus clausulas de cobro este tipo de intereses para el caso del impago de facturas.

     

    ¿Dónde se reflejan los intereses de demora?

    Para que los intereses de demora sean válidos deben de figurar en las condiciones de contratación, presupuesto o contrato con el cliente. Éste debe de asumir este tipo de intereses que no dejan de ser una penalización y gastos por impago.


    ¿Cuando unos intereses de demora se consideran abusivos?

    Cuando se intentan repercutir unos intereses fuera de contratación o que no figuran en las condiciones pactadas entre ambas partes y se desean repercutir intereses superiores a los pactados, se consideran cómo intereses de demora abusivos.

     

    Existe una amplia jurisprudencia sobre resoluciones del tribunal supremo sobre empresas que han abusado de este tipo de prácticas y en la gran mayoría de ocasiones se ha otorgado la razón a la parte afectada por estos intereses fuera de contratación.

     

    De hecho cuando son dos puntos porcentuales los que superan al interés que figura en contrato es cuando estamos hablando de interés abusivo.

     

    ¿Cómo se pueden calcular los intereses de demora en un caso práctico?

    Para calcular el interés de demora recurrimos a una sencilla fórmula en el que se establece que el tiempo de retraso se ha de dividir entre 365. Este resultado lo multiplicamos por la cantidad que se debe en el momento del cálculo y el resultado volvemos a multiplicarlo por el tipo de interés.

     

    De esta forma obtendremos cuáles son los intereses que corresponde cobrar en el caso de uno de nuestros clientes desatienda el pago de una de nuestras facturas por productos o servicios.

     

    Y tú, ¿Tienes establecidos intereses de demora en tu negocio?. Quizás es una buena forma de prevenir facturas impagadas y blindarse legalmente para posibles futuras incidencias en el cobro de tus facturas.

     

    Quizás te interese:

    ¿Cómo cobrar una deuda contra un ayuntamiento u organismo público?
    ¿Se pueden cobrar deudas e impagados con un contrato verbal?
    El papel de las redes sociales en el cobro de morosos e impagados